Islandia

De entre todas las cosas que me gustan hacer, viajar se encuentra en un sitio muy alto, es algo que mis padres me han inculcado desde niño cuando nos íbamos a cualquier lugar a pasar unos días. Al principio no lo entendía mucho. Luego fuimos a Disneylandia y empecé a pillarlo. El caso es que ahora que tengo trabajo y esas cosas sigo en las mismas, y ya sea solo como en Berlin, acompañado como en París o en Londres o con la familia como en Nueva York, me encanta viajar y lo intento cada vez que puedo. Y para intenarlo tiene que surgir la oportunidad. ¿Cómo aparecen esas oportunidades? Pues con amigos que consiguen becas, trabajos o esas cosas en sitios muy muy lejanos, como Islandia.

Efectivamente, todo indica que la próxima parada de los Embutidos Viajeros será Islandia, donde veremos el volcán que paralizó Europa hace un tiempo y desgastó las teclas de copiar&pegar de miles de perióidicos, cuna de las revoluciones sociales que allí consiguieron derrocar un gobierno y encerrar a sus banqueros,… vamos, un lugar que mola viajar y al que pensamos ir aprovechando que una amiga estará por allí unos meses. ¿Y que nos encontraremos allí? Pues por lo pronto hemos encontrado este vídeo que nos viene de perlas para empezar a hacer un listado de todo lo que aparece, además de ser bastante agradable a la vista:

Aunque aún no tenemos claro dónde podremos quedarnos, ya estamos mirando como ir, cuadrando fechas y, en definitiva, organizándolo todo. Además de, por supuesto, ahorrando para todos los gastos. Sobre todo los de ropa, porque en el círculo polar ártico debe hacer frío.

Otra cosa importante, nos invita desde el Presidente de Islandia hasta el Alcalde de Reykiavik, todo un honor al que no le vamos a hacer un feo ;)

Viaje a Berlin

Una de las mejores cosas de tener amigos que se van a vivir a otros países es que puedes ir a visitarlos. Esta vez he visitado a unos amigos que llevan unos meses en Berlin y aprovechando que me ahorraba el tema del alojamiento, compré los billetes con antelación y muchas ganas. Berlin es la capital de Alemania, una ciudad duramente castigada por ambas guerras mundiales y que ahora mismo disfruta de un ambiente punk-artístico muy agradable.

La casa ocupa Tacheles

Lo primero que llama la atención al llegar a Berlin es que es una ciudad sucia. No sucia porque sus habitantes sean unos guarros (no vi nada de basura por las calles) sino porque es una ciudad muy desgastada. Fabricas abandonadas (entramos a un par a hacer fotos) y edificios casi derruidos son habituales y normales y, de hecho, muy interesantes. Como estuve allí una semana pude disfrutar de sus atractivos turísticos y de su parte punk-artística en la que los grafitis, plantillas y esculturas son mucho más que lo habitual en cualquier pared.

Uno de los cientos de monumentos a los judíos de Europa asesinados.

Berlin es una ciudad hecha para el arte moderno. El arte basado en que cualquier cosa puede ser fotografiable o que cualquier muro es bueno para hacer un mural, evidentemente, los murales del muro que dividió la ciudad durante buena parte del S.XX tienen un aurea especial, pero la verdad es que no son pocos los que al girar una esquina te dejan boquiabiertos.

La Catedral de Berlin

Por otra parte al ir en verano pude disfrutar de la vida en la calle de los berlineses. Ir a cualquiera de los centenares de parques a tumbarse es una experiencia que personalmente me gustó incluso más que en Central Park de Nueva York. Aquí los parques estaban llenos de gente haciendo cosas: tocando música, pinchando con un PC y unos amplificadores, bailando el hula-hop, jugando con un frisbee, paseando al perro, haciendo una barbacoa (algo totalmente legal y que la gente hace con barbacoas portátiles en medio de grandes zonas de cesped verde)…

Torre de televisión (Fernsehturm) (construida en la parte sovietica y actualmente el cuarto edificio más alto de Europa)

De las zonas más turísticas estuvimos visitando lo que todo el mundo hace (de hecho, lo copiamos de la guía de Tours en Berlin jeje): Puerta de Brandenburgo, Reichstag, la zona donde a 15m de profundidad está el búnker en el que Hitler se suicidó (allí no hay nada, para que no se convierta en un lugar de culto), Alexanderplatz, también los Cuarteles de las SS, el Chekpoint Charlie, Luftwaffe, varios trozos del muro, el aeropuerto abandonado de Tempelhof (que pronto será el parque más grande del mundo), Potsdamer Platz, Tiergarten, el Memorial al Holocausto (o a todos los judios asesinados en Europa)… Durante un par de días nos estuvimos recorriendo la ciudad completamente.

La columna de la victoria (Siegessäule), en el centro de Tiegarten.

En cuanto a curiosidades, además de que el transporte público es una delicia (en frecuencia de paso y en cantidad de opciones con el mismo billete), me gustó que allí la mayoría de bares son bastante punks es decir, con mesas y sillas reutilizadas y cosas así, además, la comida es muy barata y con menos de 4€ puedes comer y beber hasta reventar, todo un lujo, por cierto, el Currywurst es un vicio.

El Chekpoint Charlie. Conocido como el Disneylandia de Berlin porque era un paso del muro peor lo que hay ahora ni se le parece, está pensado para turistas.

Por lo demás, la verdad es que Berlin es una ciudad que se nota que aún se está reconstruyendo. A decir verdad, hace solo 25 años que dejó de estar dividida, lo cual es muy poco tiempo como para que todo esté bien asentado, supongo que por eso es una ciudad «sucia» porque primero hay que asegurar lo básico. Y mientras aseguran eso, los artistas callejeros la han tomado, lo cual la convierte en realmente especial. Es una ciudad con mucho carácter y que verdaderamente te hace ver el disfrutar del arte urbano y de la vida de otra manera. Y además, hay miles de bosques y parques por dentro de la ciudad!

Delante del Reichstag, uno de los edificios que mil veces hemos visto en fotos de la 2ª Guerra Mundial.

New York, NY, Nueva York!

Ya he vuelto! Llevo muchos día sin escribir y mi única excusa es que he estado en tierras de Obama y he vuelto con algo de jet-lag y ganas de tirarme a descansar en cualquier superficie horizontal. Pero he vuelto!

En teoría debería contaros que Nueva York es enorme, con edificios altísimos y taxis amarillos. Sí, lo es. Pero no os lo voy a contar. Para eso ya podéis visitar los miles de blogs, webs de viajes y demás sitios con contenidos mucho mejores que los que yo pueda recopilar. Os recomiendo, sin embargo, que veáis como lo está pasando Bianca, que en su blog Sola en Nueva York sí que ofrece muchísima información.

Yo he ido a Nueva York a pasármelo bien, hemos ido la familia con ganas de disfrutar de un buen viaje antes de que los niños nos hagamos mayores. Esto viene a significar que mis padres ahora se dedicarán a hacer viajes mucho más molones y que a mi me traerán souvenirs. Cabrones. Aunque tampoco me quejo.

El caso es que pensando ya en todas las chifladuras que podría hacer por tierras americanas, y con la sana intención de que me deportaran por alguna gamberrada no penada con cárcel o muerte me llevé varias cosas. ¿Habéis visto mi avatar? ¿Que os llama la atención?

Si no fuera por el marco, os diría que estaba caminando sobre las aguas.

Sí, me llevé mis gafas de bucear y aunque el río Hudson es navegable, no parece demasiado sano bañarse en él. No olvidemos que Godzilla se bañaba allí. Me las llevé porque me pareció divertido hacerme fotos con ellas en los lugares más emblemáticos de la gran manzana. Y así fue. Aquí pongo algunas fotos pero hice muchas más.

| Galería de fotos en Flickr | Gafas de Bucear en Nueva York

Una de las cosas para las que pensaba que estaba preparado y que no fue así resulto ser la comida. Uno piensa, eso será como si todos los días fueras a comer al Foster’s Hollywood. Pero no. Es mucho más bestia. Las hamburguesas tienen tres dedos de carne y te las traen desmontadas porque si no, debería apuntalarlas para que no se le desmoronara al camarero al sacarla a la mesa! Las ensaladas «para uno» tienen el tamaño que tendría una ensalada para ocho personas! Es increíble lo que pueden llegar a tragar estos americanos! Los precios al final no eran tan rematadamente caros.

No sabéis la siesta que me pegué en ese césped.

Me gustó que la típica imagen de Nueva York que nos ofrecen en las películas es 100% real. Hay siempre un gran bullicio de gente por la calle y en cada esquina podemos comprar un hot dog, un kebab o helados (los carritos de los helados con musiquita existen!). Todo a precios relativamente competentes, quizás algo caros pero en puestos de calle de Valencia he comprado cosas más caras. Además, allí es muy normal. Cerca del Hotel Paris Hilton había una de las carretas de kebabs más exitosas que siempre tenía cola a pesar de que a 25m había varias vacías.

Si, conseguí ocupar una fachada de Times Square!

Lo de comprar en New York no me pareció tan chollo como algunos creen. A cualquier cosa se le añaden las tasas y con el cambio Euro-Dollar que tenemos ahora mismo, lo cierto es que no había demasiadas cosas que nos salieran bien. Al final te ahorrabas unos euros que peligraban al ir al aeropuerto y pasarte del peso establecido al facturar la maleta. Conocimos a alguna gente que tuvo que comprar y facturar una maleta más en el propio aeropuerto.

Al final, Nueva York es tal y como la retratan en las películas. Llena de luces, taxis amarillos, edificios enormes y relucientes y gente realmente amable. Nunca antes me habían dado tantas veces la bienvenida a una ciudad y sin embargo, allí una chica nos gritó «Welcome to New York!» cuando pasamos montados en un bus turístico. Yo nunca he gritado a un bus de turistas «Bienvenidos a Valencia!». Tal vez empiece a hacerlo ahora. Me pareció muy divertido y daba buen rollo.

Central Station, la famosa estación de Metro y Tren.

Lo cierto es que el viaje da para varios posts. Así que no descarto escribir más y mejor sobre lo que se me vaya ocurriendo. ¿Preferencias?

Por cierto, he de agradecer mucha gente pero en especial a Xavi Calvo y a Paranoias las mil y una recomendaciones y ayudas que obtuve.

Me voy a Nueva York

Este verano no me puedo quejar de nada, estoy viajando y disfrutando como un niño, y la guinda del pastel la espero poner este domingo cuando coja el vuelo Valencia – Nueva York. Una semana de patear La Gran Manzana en la que tengo que ver un montón de cosas y desgastar las zapatillas que me he comprado. Así que allá voy. Como algunos me han comentado, la putada de Nueva York es que nada más llegar, en realidad ya lo has visto todo. Todos hemos visto la Estatua de la Libertad, el Empire State, el MOMA o Central Park. Sí, todos lo hemos visto en el cine. Y por eso vengo aquí. ¿Que creéis que debería ver de Nueva York, además de todo eso?

Je Je Je

Evidentemente, iré a los sitios turísticos de Nueva York pero, aunque voy con la familia, no creo que tenga ningún problema en aparecer por lugares más escondidos y que salgan menos en las guías turísticas. Por el momento, ya me he leído el post de Bocabit que visitó la ciudad el año pasado.

Por supuesto, ya he pensado varias cosas que tramar. Como siempre, intentaré tener en todo momento un Espetec (a ver si Casa Tarradellas me patrocina algo!) porque siempre que he viajado lo he tenido y me he fotografiado con él en lugares típicos. Lo hice en París y también en Londres. Sin embargo, en Nueva York tenemos el problema de las aduanas. No está permitido entrar productos cárnicos así que lo tendré que comprar allí. Ya he buscado unos cuantos sitios de embutidos a los que intentaré acercarme antes de partir hacia el Empire State y la Estatua de la Libertad.

Una zona de paso obligado es la Apple Store de la 5ª Avenida, lógicamente. Supongo que pasaremos «el día de las compras» así que el espíritu consumista me invadirá… ¡quien sabe lo que puede pesar mi maleta al volver!

Si, si me lo encuentro me haré una foto con él.

Por supuesto, estad atentos porque pienso hacer varias locuras de las mías en Nueva York y yo siempre he comentado que para mi sería todo un honor ser expulsado de un país. Pensad en las historias que se pueden contar gracias a eso! Así que no me extrañaría que me tocara volverme antes :P

En principio nos hemos sacado ya un New York Pass (creo que se llama así) pero no me vendría nada mal que los que ya habéis hecho este viaje me indicarais que tipo de cosas debería comprar, meter en la maleta o conseguir allí. Venga! Echadme una mano! ¿Que visitariais y necesitais para ir a Nueva York?

Impresionantes fotos desde el cielo (VI)

Y seguimos con las fotos desde el cielo que todo viajero quiere hacer, y todo no viajero se contentaría solo con vislumbrar en directo:

Esta ultima me resulta especialmente extraña y bonita a la vez. Un rio verde, se junta con otro rojo, en medio de la selva. Descartaría que ambos tienen un color diferente al que les tocaría por culpa de la contaminacion, precisamente por que estan en medio de una frondosa jungla, pro me parece del todo impresionante el contraste de color cuando se encuentran ¿verdad?